El Dacia

Llamado por su antiguo dueño Bombonica, nuestro Dacia está listo para llevarte a conocer el Bucarest comunista.

Fabricado a finales de los años 80, Bombonica ha cambiado de cara para su nueva misión.

Para el diseño de la tapicería hemos utilizado sellos de la época de Ceauescu, muy populares entre los niños de la Época de Oro. Entre los recuerdos de familiares y amigos y en mercados de viejo hemos encontrado las insignias, los periódicos y libros del régimen.

Al borde de la extinción por un programa del Gobierno para renovar el parque automovilístico, los Dacia se han convertido en una presencia entrañable en las calles que en el pasado dominaron.

Pero lo realmente interesante está dentro, en viajar en él y ver la ciudad desde este símbolo del comunismo.

Con la ayuda de musica especialmente seleccionada, recreamos durante el tour el ambiente del periodo comunista.

No proponemos una lección de historia, sino una nueva forma de mirar la ciudad!